Vestirse para tener confianza en la propia piel

A las mujeres les encanta que las vean y no hay mejor forma de sentirse bien con una misma que estar segura de sí misma cuando sales. Tanto si quieres ir a un restaurante como a una discoteca, al trabajo o de compras, ir guapa es una forma estupenda de ganar confianza en tu aspecto. Aspectos como la forma de tu cuerpo y tu estilo son importantes, pero también debes tener en cuenta los colores que llevas, la cantidad de maquillaje que te pones y lo que te resulta atractivo. Lo principal es que te sientas segura, guapa y elegante contigo misma, no con la imagen que te da otra persona. Encontrar la ropa adecuada, los estilos que te gustan y llevarlos de forma que te favorezcan es la mejor manera de conseguir este objetivo.

La forma de tu cuerpo importa

La ropa de diseño para mujer está hecha para favorecer el cuerpo, no al revés. Verás que muchas modelos son muy delgadas y esbeltas, pero esto se debe a que así la ropa luce mejor. Tu objetivo es que la ropa te favorezca a ti, que es otra cosa.

Adapta tu figura a la ropa de mujer de diseño que buscas eligiendo en función de tu complexión. Normalmente, la idea es equilibrar tu figura para crear una silueta atractiva en lugar de llevar algo que pueda añadir volumen en otra parte del cuerpo.

Adaptar la ropa al cuerpo

Las mujeres con hombros anchos deben elegir cuellos en V y cinturas acampanadas para minimizar los hombros y atraer la atención hacia las caderas y el rostro. Las mujeres con caderas anchas deben hacer lo contrario y llevar cuellos decorados, como el popular cuello Peter Pan, o incluso hombros recortados o detalles joya para atraer la atención hacia arriba. Prueba a ponerte un cinturón para acentuar la cintura y habrás conseguido reducirla y equilibrar tu figura.

Las mujeres delgadas y sin apenas curvas pueden llevar vestidos acampanados con un cinturón para añadir la ilusión de curvas. Si tienes una cintura más grande, prueba a ceñirte el cinturón en la parte más pequeña para acentuarla, y luego ponte algo favorecedor para tu figura. Recuerda que para lucir bien con ropa de diseño para mujer hay que tener en cuenta la forma, no la talla. Si aún no estás familiarizada con ellas, puedes consultar en Internet una gran variedad de formas de mujer y lo que debes ponerte con ellas.

Obtener las medidas correctas

Podría decirse que no hay nada peor en el mundo de la moda de diseño que llevar ropa mal ajustada. A menos que busques un look bohemio holgado y hayas comprado algo demasiado grande a propósito, casi no hay excusa para no entallarse. Puedes encontrar tus medidas correctas midiéndote el pecho, por debajo del pecho (calcula tu talla de sujetador y de vestido), la cintura en su parte más pequeña y las caderas y el trasero en su parte más ancha. Esas pocas medidas pueden ayudarte a encontrar pantalones que te queden bien, camisas que favorezcan tu busto y, por supuesto, la confianza necesaria para llevarlo fuera de casa. Y adivina qué, ¡lo grande o lo pequeño que seas no importa! Marilyn Monroe, una de las mujeres más sexys de todos los tiempos, fue talla M-L la mayor parte de su vida. Audrey Hepburn, en cambio, tenía una talla XXS. La belleza tiene muchas formas y tallas, así que acepta la tuya tal y como eres. Es el paso más importante para tener confianza en tu ropa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *